EL DÍA EN QUE DEE SNIDER DEFENDIÓ AL ROCK AND ROLL DEL ESTABLISHMENT

Próximo a visitar Chile este 24 de Marzo, celebramos el cumpleaños del cantante y frontman de Twisted Sister, reviviendo uno de los episodios más memorables en la historia del rock and roll

PREÁMBULO :

1984. Tipper Gore, esposa del entonces senador de Estados Unidos Al Gore, salió de compras con su hija y a pedido de ella, adquirió una copia de Purple Rain de Prince. “Cuando llegamos a casa, lo pusimos en el equipo y escuchamos juntas la letra de Darling Nikki: ‘Conocía a una chica llamada Darling Nikki. Supongo que podríamos decir que era una amiga sexual. La conocí en el lobby de un hotel mientras se masturbaba con una revista’ . La letra vulgar nos incomodó a ambas. Al principio, estaba impactada pero luego me dio rabia! Millones de americanos estaban comprando Purple Rain sin saber qué esperar. Miles de padres regalaban el disco a sus hijos, quizás más pequeños que mi hija”.

Mujer de armas tomar y seguramente, con muchísimo tiempo en sus manos, en una “América” que aún se sorprendía de ver el creciente número de familias con ambos padres trabajadores, Tipper le comentó lo sucedido a su amiga Susan Baker, cónyuge del Secretario de Tesorería James Baker, quien le contó a sus otras compinches, todas moviéndose en grandes esferas de poder.

Las mencionadas distinguidas damas junto a Pam Howar, esposa del Corredor de Bienes Raíces de Washington,  Raymond Howar y Sally Nevius, esposa del ex Jefe del Ayuntamiento de la ciudad de Washington,  John Nevius. T. , decidieron entonces formar un grupo y no precisamente de música, llamado ‘The Washington Wives’, embrión de una de las creaciones más siniestras del siglo pasado, el Parents Music Resource Center , PMRC.

Formado por 22 personajes en 1985, el grupo se enfocó en parecerse lo más posible a la Inquisición y establecer control sobre música que tuviera contenido explícito mediante la categorización de una censura similar a la del cine, donde V apuntaba a contenido violento, S a letras relacionadas con sexo, O con ocultismo, etc. La idea además, era reducir la cantidad de reproducciones en radio y MTV  de los grupos que contuvieran el sticker en sus discos y colocar los álbumes en las repisas de más abajo, cosa que fueran menos visibles.

La industria discográfica no accedió a la categorización ni a la censura encubierta (de hecho, las ventas de Shout At the Devil de Mötley Crüe se dispararon gracias  a la polémica) pero si hay un resultado reconocible para el ojo de los compradores de música, es el sticker ‘Parental Advisory. Explicit Lyrics’, resultado de la obra de Tipper Gore y CIA.

Sin embargo, la más infame obra del PMRC fue una lista de canciones que incluía diversos géneros y que obedecían a las categorías que inicialmente marcarían la censura de los discos : Sexo, Violencia, Uso de Drogas y Alcohol, Lenguaje, Ocultismo. Esta se llamó The Filthy 15 (las 15 asquerosas) y entre ellas se encontraban Bastard de Mötley Crüe (V), Eat me Alive de Judas Priest (S, V), Let Me Put My Love Into You de AC/DC (S) , Animal (Fuck Like a Beast) de W.A.S.P. (S, L, V) y We Are Not Gonna Take It de Twisted Sister (V), entre muchas otras. *Pueden encontrar la lista completa al final de la nota.

LA ODISEA

Es así como comienza el viaje de nuestro héroe: Dee Snider, nacido Daniel Snider en 1955, de madre cristiana y padre judío, cantando desde pequeño en coros de iglesias y en el colegio.

En 1976 se unió a Twisted Sister, estableciéndose inmediatamente como el compositor del grupo, aprovechando el momento del glam rock para contar con una parafernálica puesta en escena. La entrada de Dee de inmediato marcó un sello en la banda. La esencia de su performance se resumía en el objetivo de generar el sentimiento de  ‘tribu’, apuntar a los verdaderos fans del estilo, un club de maniacos del heavy metal que vibraban con su música. El frontman, incluso se hizo conocido por molestar a la gente que no participaba en los shows, dirigiéndose directamente a ellos desde el escenario, a veces agresivo, a veces bromeando para que se unieran a la audiencia.

Twisted Sister era conocido por sus intensos shows pero la industria los miraba con recelo como un grupo chocante y que no daba el ancho comercial como para ser apadrinado. La banda lanzó su debut Under The Blade de 1982 (producido por el bajista de UFO, Pete Way) bajo un sello independiente. You Can’t Stop Rock and Roll (1983) marca su firma con Atlantic Records y fue un moderadamente exitoso preámbulo para el explosivo Stay Hungry (1984) que los posicionó como una de las bandas fundamentales en el Heavy Metal, Shock y Glam Rock.

Es acá donde las vidas de personajes como Al y Tipper Gore se juntan con la de Dee. No sólo el tema We Are Not Gonna Take It figuraba dentro de The Filthy 15, sino que Tipper había realizado numerosas acusaciones contra Snider y su banda en declaraciones públicas.

El senado abrió una audiencia para debatir sobre las medidas de PMRC. Magistralmente, Frank Zappa y el cantante de Folk John Denver atestiguaron en contra de la censura en el arte. Sin embargo, de toda la lista de Filthy 15, Snider fue el único directamente acusado que se sentó en el estrado a ser juzgado por miradas escépticas, sonrisas condescendientes al ver su apariencia y cuestionamientos por parte de personajes que creían ser moralmente superiores a un músico de Heavy Metal con una melena rubia que cubría toda su cara. A Prince seguramente le importaba un huevo, Vanity estaba muy ocupada junto a Nikki Sixx inyectándose heroína y Madonna no iba a perder su tiempo en ser cuestionada por nadie. Dee tomó entonces la bandera del Rock and Roll.

El 19 de Septiembre de 1985, el cantante de Twisted Sister entró al Congreso con su clásica impronta. Entre hombres de terno y señoras llevando aros de perla, su entrada es simplemente notable : polera negra, jeans pitillo, chaqueta de jeans, su pelo rubio desgreñado, con un relajo, excentricismo y carisma inherentes. Algunos se ríen, otros cuchichean, probablemente apostando que el tipo no sabe ni leer.

Tranquilamente, se saca la chaqueta, la cuelga en la silla, saca un papel del bolsillo trasero de su pantalón y acerca un micrófono abriendo las hojas de su discurso que comienza :  “Tengo 30 años, soy casado y tengo un hijo de 3 años. Nací y fui criado como cristiano, religión con la que comparto preceptos. Créanlo o no pero no tomo, no fumo y no me drogo.”

Frank Zappa y Dee Snider, dos músicos que se enfrentaron al senado.

El discurso de Dee se dividía en tres partes, de acuerdo con 3 acusaciones realizadas por Tipper Gore y el PMRC. La primera, se centró en un artículo escrito por ella para el periódico de Long Island, donde casualmente Dee vivía, señalando que el tema de Twisted Sister Under The Blade fomentaba el sadomasoquismo, bondage y violación.

Sin embargo, la letra, según Dee, es sobre el temor a ser operado. En su discurso afirma que la esposa del futuro Vicepresidente de Estados Unidos citó tres líneas de la canción, que originalmente no van juntas, por lo que las sacó de contexto. Dee imprimió la letra de la canción para que todos vieran que las oraciones del tema no iban originalmente juntas como lo señaló Gore y agregó “Como autor de Under The Blade, puedo decir que el único sadomasoquismo, bondage y violación están en la mente de la señora Gore”.

Cuando Snider terminó su discruso, Al Gore salió a defender a su señora a brazo partido. Dee bromea “¿Usted también me va a decir que es un gran fan de mi música?” La audiencia ríe. “No, no soy un fan de su música”, contesta Al seco y agrega “Disfruto la música de Frank Zappa y John Denver pero no soy un fan de Twisted Sister. Señor Snider, ¿Cuál es el nombre de su FanClub?”

Snider: El Fan Club se llama The SMF Friends of Twisted Sister

Gore : ¿Y cuáles son las siglas de SMF?

S: Sick MotherFucking Friends of Twisted Sister – Con una soltura envidiable, lo que obviamente causa más risas

G: ¿Es esto también un grupo Cristiano?

S: No creo que lo profano tenga que ver con la cristiandad, gracias

G: (…) En la canción Under the Blade, dice que es se refiere a una operación ¿Ha tenido alguna vez una cirugía con sus piernas y manos atadas?

S: La canción es sobre mi guitarrista, a quién le removerían pólipos de su garganta y tenía mucho miedo. Y le dije ‘Eddie, cuando estés en el hospital, voy a escribir un tema para ti’. Creo que la gente teme a las operaciones, le asusta estar indefenso en una mesa, con una luz en la cara, una cuchilla en el cuerpo y sin saber si van a despertar muertos o amputados. Es el miedo a los hospitales, así es como lo veo yo

G: Señor, ¿hay referencias a hospitales en la canción?

S: No pero tampoco hay referencias a una mujer, sadomasoquismo o bondage

G: Pero hay referencias a alguien con las piernas y manos atadas y bajo la cuchilla. No hay que tener mucha imaginación para pensar que eso se refiere a otra cosa que no es operación, hospitales

S: No hay que tener una gran imaginación pero ya dije que la gente es capaz de poner su propia imaginación y experiencia y sueños en las letras. Lo puede interpretar como quiera. La Señora Gore estaba buscando sadomasoquismo y bondage y lo encontró. Alguien buscando referencias clínicas también podría encontrarlas.

Snider 1 – PMRC 0.

La segunda acusación apuntaba a  We Are Not Gonna Take It, como parte de The Filthy 15, bajo la categoría de contenido que incitaba a la violencia. Snider indicó que probablemente se confundió el video de la canción con la letra de ésta . “No es un secreto que los videos presentan historias a veces totalmente independientes a las canciones que acompañan. El video fue pensado como caricaturas con actores humanos, tal como el Correcaminos. Cada escena fue elegida de mi colección personal de caricaturas, donde el villano muere y luego re aparece sin daño alguno.

Posterior a su discurso y durante su enfrentamiento con el Senador Rockefeller, Snider se refirió a lo mismo, recalcando que “Hay películas de monstruos, siempre han existido. Y cuando ves una te asustas y luego te vas porque era sólo una película. El rock and roll en muchos sentidos es lo mismo. Tratando de tener un efecto de risa o tristeza, un montón de bandas en el heavy metal tratan de asustar a la gente, tal como en las películas. Vincent Price no ha sido atacado por estar en películas de terror, es un actor. Yo no soy un actor pero estoy entreteniendo gente y muchas bandas también y si lees las letras, a veces dan risa porque son ridículas.”

La tercera acusación se refería nuevamente a Tipper Gore como invitada a un foro público en New York. En éste ella señaló “Coincido en que este es un porcentaje reducido de nuestra música, gracias a Dios, pero se está volviendo más popular. Ves las poleras que los niños usan y hay una de Twisted Sister con una mujer esposada”. Dee se defendió categóricamente: “Esto es una mentira. No sólo no hemos vendido esta polera , sino que nos hemos sacrificado para estar al margen de todo sexismo en nuestros discos, merchandising, shows y vidas personales. Aún más allá, siempre hemos promovido la idea de que el rock and roll no debiera ser sexista sino enfocado a hombres y mujeres por igual”.

Dee consideraba que las acusaciones eran falsas e irresponsables pero sí llegó a un consenso : “Hay un área sin embargo, en la que sí estoy de acuerdo con el PMRC y probablemente, con la mayoría de los padres sentados acá. Es mi trabajo como padre el monitorear lo que mi hijo ve, escucha y lee en sus años pre-adolescentes. La responsabilidad está en mí y mi esposa ya que nadie más puede ejercer estos juicios por nosotros. Los padres pueden agradecer al PMRC el recordarles que no hay sustituto para el consejo de un padre o una madre pero ahí es donde debería terminar su labor”

Dee termina su discurso, pide agua con naturalidad y se acerca al mesero chistando. La audiencia se ríe con una espontaneidad a la que no estaban acostumbrados.

Le preguntan cómo un padre podría estar pendiente de lo que su hijo ve “Bueno, es muy simple. Como padre y como un fan del rock, si veo un disco con un pentagrama y una cabra en medio de las piernas de una mujer, sé que es un álbum que no quiero que mi hijo escuche. Leo los títulos de las canciones y veo si son sexualmente explícitas. Sólo mirando la carátula, los títulos y las letras se puede saber (…) Creo que la mayoría de los padres debería  preocuparse de esto”.

Quizás Jay Rockefeller fue el más agresivo con Snider, comenzando por cuestionar cuán responsable se sentía respecto al contenido de su música, a lo que Dee serenamente contestó : “Me siento muy responsable por lo que escribo. No hay nada en mis letras que yo no apoye,  por eso no escribo de drogas, sexismo o alcohol porque no son cosas con las que no coincido. Sólo escribo de cosas en las que creo (…) Me considero una persona moral y tengo muchas cosas positivas que transmitir a la gente”.

Luego de un acalorado diálogo, donde Rockefeller no se inmutó al momento de interrumpir a su interlocutor, el senador embistió de vuelta:

Rockefeller: Siento que hay una actitud defensiva ante la esposa del Senador Gore. ¿Por qué le atribuye a ella cosas que usted escribió?

The Washington Wives. Tipper Gore, de verde a la derecha

Snider: Primero que todo, no estaba atacando a la señora del Senador Gore, estaba atacando a un miembro del PMCR.

R: Atacó a la señora del Senador Gore por su nombre

S: Su nombre es Tipper Gore ¿no? No dije la esposa del senador, dije Tipper Gore. Segundo, como ya lo he dicho, creo en la música que escribo, creo que tenemos una mala reputación y he estado tratando de decir, ‘esto es divertido, es fantasía’. Los chicos vienen y gritan y sueltan sus emociones y se van a la casa y se sienten mejor porque han botado todas sus frustraciones. Como ya he dicho, escribo sobre lo que apoyo, muchas de mis canciones son sobre la libertad (…) Así es que cuando alguien dice que en mis temas hay bondage y sado masoquismo, cuando me dicen que We Are Not Gonna Take It induce a la violencia , sí, me pongo a la defensiva y sí, me enojo . Peleo porque los adultos vean que el heavy metal no es totalmente algo malo (…)

Dee Snider junto a su esposa Suzette

Rockefeller trata de doblegar a Snider preguntándole cuánto tiempo pasa con su hijo. El cantante responde que está generalmente 11 meses de gira y 13 en casa componiendo y grabando pero “tengo la suerte de tener una esposa con la que he estado por 10 años, nos casamos hace 4 y es una madre increíble y cuando no estoy, ella cumple el difícil rol de ser mamá y papá”.

Frente a la sugerencia de Snider sobre que los padres no sólo deben revisar carátulas y títulos, sino leer las letras de las canciones y si no están impresas, escuchar el disco completo antes de dar el visto bueno para entregárselo a sus hijos, el senador interroga :

Rockefeller: ¿Espera que su esposa escuche estos discos?

Snider : Creo que ambos deberíamos hacer eso

R: ¿Espera que crea eso?

Dee Snider junto a su esposa Suzette Snider e hijo Jesse Blaze Snider en Diciembre, 1983, New York. (Photo by Waring Abbott/Getty Images)

S: Puede creerlo, soy en parte adolescente. Escucharé los discos que compre mi hijo…

R: ¿Qué hay de las familias en que los dos padres trabajan porque tienen que sobrevivir, lo que es un fenómeno que está aumentando? La sola noción de los padres escuchando discos y discos ¿no parece ser poco realista?

S: No porque conozco la realidad de la industria musical y la compra de discos. Como un comprador de álbumes, tenía suerte de adquirir un disco a la semana y a veces uno al mes. Un disco cuesta entre 6 y 10 dólares y eso es bastante dinero para un adolescente. Así es que escuchar un disco a la semana, no lo creo tan poco aterrizado.

Touché.

Entre 1985 y 2019 han pasado muchísimas cosas. Twisted Sister se disolvió y retomó su carrera en tres oportunidades.  Snider se volcó a sus habilidades comunicacionales para trabajar en numerosos shows de televisión, radio y sacó cuatro discos solistas, siendo el último , For the Love of Metal, una explosiva arma de destrucción masiva lanzada el año 2018 bajo la producción de Jamey Jasta de Hatebreed, el que lo trae a nuestro país este 24 de Marzo. Lee el review acá y compra tus entradas al recital acá.

Dee tiene un lado político que no ha escondido jamás. Se alió y prestó We Are Not Gonna Take It para la campaña de Arnold Schwarzenegger, indicó que votaría por Barack Obama en 2008 y por Hillary Clinton en el 2016. Y por supuesto, terminó de reventar el himno de Twisted Sister cuando la cedió al actual presidente Donald Trump hasta que se enteró de las políticas anti inmigración del mandatario, momento en que la relación entre ambos se rompió.

LATE NIGHT WITH JIMMY FALLON — Episode 588 — Pictured: (l-r) Dee Snider and Donald Trump play Password on February 14, 2012 (Photo by Lloyd Bishop/NBC/NBCU Photo Bank via Getty Images)

Si sigue siendo chévere o no queda a juicio de cada uno. Lo cierto es que en 1985, Dee Snider fue el héroe que defendió al rock and roll de un establishment muy preocupado por ‘los hijos de America’ pero que no creía posible el que los padres dedicaran tiempo a revisar qué estaban viendo y escuchando.  Dejó en claro que la educación comienza en casa y es labor de los padres encargarse de guiar a sus hijos. El tema es que probablemente, Al , Tipper y la mayoría de estos  estaban ‘muy ocupados’ y con suerte pasaban tiempo con sus hijos, por lo que necesitaban la existencia de instituciones como el PMRC para que la tarea se les hiciera más fácil.

THE FILTHY 15

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s